15 de octubre de 2013

Blogger Traveller Octubre: Mercadillos en Mérida

   Aquí estoy un día 15 más con la entrada del Blogger Traveller del mes. En octubre toca hablar de mercadillos. En Mérida, el único habitual, es el de los Martes, pero por motivos laborales, yo no lo piso más de 2 ó 3 veces al año. Además, imagino que es igual que cualquiera, y no creo que mereciese mucho la pena hablar de él, aunque desde luego en este tema no soy ninguna experta, así que mi opinión bien poco vale.
   Varias veces al año lo que se celebra es un "Mercadillo Medieval". Se reparten puestos por varicas calles del centro de Mérida y venden un montón de cosas preciosas: juguetes de madera (mis favoritos), jabones artesanales, quesos, embutidos, orfebrería, dulces caseros (mi perdición), y muchas cosas más. También ponen puestos de comida: patatas fritas, crepes, comida a la brasa, comida gallega, etc. Lo mejor de todo, sin duda, son las atracciones "antiguas" que montan para los niños: 2 "tiovivos" hechos completamente de madera que semueven por la fuerza el hombre (en la próxima edición Peque se montará fijo).
   Todavía no me explico por qué, pero no tengo fotos de ninguno de estos mercadillos, pero me lo anoto como asignatura pendiente para un futuro post (Si Paty no vuelve a sacar el tema en Blogger Traveller, haré mi entrada particular al respecto, porque la verdad es que merece la pena).
   El caso es que, para poder participar este mes en la iniciativa de Mi Dulce de Melocotón me acordé de que en Emérita Lúdica (de la que ya os he hablado varias veces por aquí), había uno estupendo. De momento no es muy grande, pero espero que crezca año a año.
   Aquí tenéis algunas muestras:
Entrada al recinto


Jabones caseros
Dulces caseros

Aquí la guapísima pastelera

Panadería

Ungüentos y quesos
   Yo, por supuesto, caí en la tentación, y me vine para casa con dos paquetes de dulces caseros (¡¡madre mía, qué perrunillas!!) y con tres jabones hechos a mano con productos naturales. De momento estoy probando el de Rosa Mosqueta y os prometo que, además de oler espectacularmente, me deja las manos estupendas.
   Voy a pasarme por los mercadillos del resto de participantes. Si a tí te apetece contarnos alguno, puede ver cómo hacerlo aquí.

28 comentarios:

  1. Me requetechiflan este tipo de mercadillos!!!!!!!!! No se que tienen los puestos de dulces que todo apetece en ellos ñam ñam ñam

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, a lo mejor no los comes el resto del año, pero pasas al lado y los comprarías todos, jeje.

      Eliminar
  2. En Merida como no podría ser de otra manera un mercadillo romano, el entorno ayuda, en Lugo tenemos un fin de semanaen Junio, el Arde LUcus en el que todo es romano jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues lo apunto en la agenda, porque tiene buena pinta. Además, si hace falta ir vestido de romano ya tengo traje, ^_ ^

      Eliminar
  3. Que buen plan para perderse un día!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, ya sabes, si el último fin de semana del año que viene no tienes nada más importante que hacer, pásate y lo ves tú misma.
      Besos y gracias por la visita.

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Es Emérita Lúdica, se celebra el último fin de semana de septiembre, y se recrea cómo era la vida en Emérita Augusta hace 2000 años.
      Besos y gracias por pasarte.

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Sí que lo es, jeje.
      Muchas gracias y muchos besos.

      Eliminar
  6. Yo también hubiera caído en la tentación. El mercadillo es precioso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Poco compré para lo que me hubiera gustado, jeje.
      Besos.

      Eliminar
  7. Que pinta esas rosquillas, que bonito el ambiente!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y eso que este año el clima no ha acompañado. Si el año que viene hay más suerte, prometo entrada con detalle de todos los recintos.
      Un beso.

      Eliminar
  8. mmm... yo quiero rosquillas jejejeje... gracias por el paseo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las rosquillas, las perrunillas, las empanadillas, ...... mmmmmm

      Eliminar
  9. ¿Las perrunillas no eran de Salamanca? Puf son mi perdición...y los mercados medievales crean necesidades y sales con miles de cosas bajo el brazo. Un besote desmadroso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no sé, imagino que en Salamanca también las habrá, pero aquí las hacemos riquísimas. En mi casa se hacen todos los años, al menos un par de veces.
      Ya sabes, apúntate para el año que viene.
      Un besazo.

      Eliminar
  10. esta muy chulo!!!! un besazo
    http://callidoratumoda.blogspot.com.es/2013/10/blogger-traveller-octubre-mercadillo.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, ahora me paso a ver el tuyo.
      Besos.

      Eliminar
  11. Respuestas
    1. La verdad es que sí, y cada año lo hacen mejor.
      Besos.

      Eliminar
  12. Que pasada no!!! Son super bonitos!! Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me encantan. Los mercados medievales quemontan de vez en cuando son mucho más grandes, y ponen puestos por varias calles, ya os los mostraré.
      Un besazo.

      Eliminar
  13. Esos dulces caseros... ains, me encantan estas cosas e iniciativas! Y estoy con desmadrosa, sales con mil cosas, es irresistible :) un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Completamente irresistible, y lo peor es que mandan la operación bikini al garete.

      Eliminar
  14. Q bonito paseo!! Y no me extraña que te trajeses perrunillas, están buenísimas!
    Yo en verano estuve muy cerquita... en Orella!
    Un besote

    ♪♫ myacousticjournal.blogspot.com ♪♫

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Orellana también es precioso, el pantano es una maravilla. Otro año anímate y nos visitas en Mérida.
      Un beso.

      Eliminar